Estem en festes!

Hoy la entrada del blog teníamos que dedicarla necesariamente a contar todo lo que está pasando esta semana en nuestro precioso pueblo pesquero. Y ¿por qué? Pues porqué esta semana es una semana grande. De cultura, de celebraciones, de colorido, de pólvora, de luces y pasacalles… Del 24 al 31 de julio tienen lugar los Moros y Cristianos de la Vilajoyosa.

Cuenta la tradición que el 29 de Julio de 1538 los habitantes de Villajoyosa vieron peligrar sus casas, sus huertas, sus vidas… al entrever en alta mar cuarenta galeras sarracenas que querían conquistar la costa vilera. Las campanas tocan en señal de alarma y los vileros se preparan para la defensa. Las fustas se acercan, el fuego se intensifica y cuando la invasión sarracena parece cierta, los vileros piden al cielo que esto cese y Santa Marta, que es el santo del día, mueve un fuerte vendaval que devuelve mar a dentro las medias lunas.

Con ello se entiende más que desde aquel 29 de julio los vileros, en agradecimiento a Santa Marta (Patrona de Villajoyosa), celebren las fiestas de Moros y Cristianos con un acto único y diferenciador: El Desembarco. Un auténtico espectáculo de luz, pólvora y fiesta en el que los vileros representan este hecho histórico.

Te contamos con una breve pincelada lo que sucede durante estos días. El domingo 24 da comienzo todo con la denominada entrada de bandas en la que ritmo de pasodoble se presentan las bandas que acompañarán durante los días de fiesta, precedidas por el capitán de cada compañía. Este acto tiene lugar a las nueve de la noche por las calles del pueblo.

Los platos fuertes llegan lunes y martes con las entradas mora y cristiana respectivamente. Contemplar las vestimentas de todos sus participantes, así como el desfilar de cada uno de ellos, es en sí un espectáculo que te transporta a aquel 1538. Al día siguiente, una sucesión de actos recrea el significado de esta festividad. Desde la concentración de las compañías de pescadores, marinos, piratas corsarios y contrabandistas a la concentración de tropas cristianas que se dirigen al recinto de la playa para proteger el castillo, hasta el Alijo y Embajada de Contrabandistas y piratas o la Presentación de Tropas Moras a su Rey y Embajada Beduina.

El día 28 pondrá a todos los pelos de punta. Vileros y vileras celebran la Nit del Fester, una noche de fiesta que se alarga hasta el amanecer a la espera del Desembarco. A las 6h de la mañana se escucha el toque de alarma general en la playa que anuncia la llegada del emisario frente al castillo para leer el alegato que da paso al Desembarco Moro. Una vez cae la noche, será la Embajada cristiana la que inicie la reconquista del castillo con el disparo de 21 salvas de honor.

Todos estos actos como podéis imaginar se acompañan de mil y un momentos más de celebración. Concursos de paellas, procesiones, misas, desfiles de carrozas, …

Pero si algo tienen estas fiestas es que no es suficiente contarlas, hay que venir a vivirlas!

¿Te animas?


1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo