Calas, calas y más calas

Actualizado: 17 ago

Si eres un amante del mar y de los rincones paradisíacos, la Villajoyosa puede convertirse en uno de tus destinos fetiche. Esta zona cuenta tanto con playas de arena fina como otras de canto rodado. Cada una de ellas tiene su encanto, pero además vamos a aprovechar este post para que conozcas todo sobre ellas antes de visitarlas.

Empezaremos por la Cala de les Puntes del Moro. En este caso se trata de una playa pequeña de roca en la que es recomendable traer escarpines. Sus aguas son claras, y cuenta con un acceso fácil además de zona de aparcamiento. Esta zona es perfecta para practicar el submarinismo y el buceo o iniciar una salida en kayak. En cuanto al acceso cabe tener en cuenta que encontrarás unas escaleras para la bajada, por lo que no podemos considerarla accesible. Se encuentra en una zona semi urbana rodeada de montaña y se puede acceder hasta ella caminando con facilidad. Esta playa además cuenta con el Chiringuito Sunset.

Una de las playas más conocida es la del Paradís. Apta para toda la familia, de arena fina y con todos los servicios necesarios, desde servicio de socorrismos, hamacas y sombrillas, vóley playa, lavapiés, chiringuito y supermercados cercanos. A pie de playa encuentras el camping El Paraíso. Es una playa bastante ancha y de mucha capacidad, sin grandes aglomeraciones. Lo miso ocurre con la playa Centro, de similares características.

Una de las preferidas de muchos vileros es el Bol Nou. Es vecina de la playa del Paradís. Está delimitada por 2 enormes rocas a ambos extremos de la playa. Y en la parte de atrás tiene un pequeño acantilado. Es de finas piedras y arena. Ideal para bucear, es bastante amplia. Se llega por unas escaleritas desde la calle del parking de la playa del Paradís. Está bien indicado. Es más, se puede aparcar en la playa del Paradís y andando ir a la cala del Bol Nou.

Tiene la bandera azul y cuenta con servicio de vigilancia y socorrismo. En verano, chiringuito.

En la zona Norte de la Villajoyosa encontramos la playa de Varadero o Los Estudiantes y La Cala del Tío Roig. Están situadas en el barrio de la Almadraba, al final del puerto. Se puede llegar por la avenida del puerto o por la avenida de la Almadraba.

Hay un parking de tierra junto a la playa del Varadero. Las tres playas están una a continuación de la otra bordeadas por un paseo peatonal. Son playas de arena y finas piedras de río. La más grande es la del Varadero con unos 125 metros de largo. Al final de la playa del Tío Roig empiezan los acantilados de la zona de Tellerola que separa estas playas de la playa de El Torres. Allí, entre rocas es posible el baño en algunas tranquilas calitas. Esta zona es también perfecta para practicar el padel surf.


Otra de las más conocidas es la Playa de El Torres, formada por grava y arena con una zona de tierra con grandes eucaliptos que separan el camping de El Torres del mar. Es una playa amplia de casi 500 metros. En ella se encuentra uno de los monumentos funerarios romanos mejor conservados, la Torre de San Josep. Desde aquí comienza un sendero litoral hasta la cala del Racó del Conill y la torre del Aguiló. Se llega por la nacional 332, que une La Vila y Benidorm. La playa está indicada en la rotonda que hay que girar a la derecha. Tiene parking suficiente. En verano cuenta con chiringuito y zona de kayak y paddle surf.


Para aquellos que les gusta el naturismo también hay opciones. La cala del Racó del Conill es una pequeña calita de rocas, finas piedras y arena. Es un lugar ideal para bucear o salir con el kayak o padlle surf por que, tanto a izquierda, hacia la cala del Finestrat, como a la derecha, hacia la playa de El Torres, el paisaje son pequeños acantilados sin ninguna construcción donde se forman pequeñas calitas como la de la Fonda o la de los Erizos. Es una playa bastante aislada, aunque en verano suele haber bastante gente.

Los fondos marinos son dignos de destacar por su diversidad de flora y fauna. Una delicia el buceo en esta zona.

El acceso no es fácil y se llega por la N-332. A la altura del antiguo casino hay que coger un camino de tierra que nos lleva hasta la cala. Al final hay sitio para aparcar.

Por el sendero de la Colada de la Costa podemos llegar andando desde la Playa del Torres. Es un kilómetro y medio de paseo.

Otra de las playas naturistas de la zona es L´Esparelló, esta muy pequeñita de fina piedra pero no cuenta con servicios. No es sencillo aparcar por lo que es una playa muy poco concurrida y tranquila. Muy cerquita encontramos La Caleta, justo debajo del Hotel Montiboli. De nuevo nos encontramos ante una cala de un acceso más laborioso, por este motivo es tranquila también. Aún así cuenta con socorrista, hamacas y un chiringuito en los meses de verano.


Como veis en un municipio tan pequeño con la Vilajoyosa, existe una variedad muy amplia de calas y playas, todas ellas con muchísimo encanto, aguas cálidas y cristalinas y unas vistas fantásticas al Mar mediterráneo. ¿Cuál escogerías?




5 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo